benvingudes i benvinguts a

logo de la Web Parroquial San Pedro


san-pedro.org és l'espai a la xarxa de la comunitat parroquial de Sant Pere Apòstol, per construir comunitat també des d'internet

Contenido
La Torre, el logo de la parroquia

Organigrama

II DOMINGO DE ADVIENTO (C) - DIUMENGE II D'ADVENT (C)

HOMILÍA

Todos verán la salvación de Dios

Hoy y el próximo domingo el protagonismo del evangelio de Adviento es para Juan el Bautista. Es indudable que es una de las grandes figuras del tiempo de espera y de preparación de la venida del Señor, junto a María, José, y aquel pequeño resto de Israel que seguía de corazón todo lo anunciado por los profetas y en particular por Isaías. Hoy la mirada a Juan es sobre su persona. El próximo domingo nos fijaremos más en su mensaje concreto. Todo ello nos debe situar en nuestro tiempo para renovar la espera del Señor en nuestra vida, para prepararle el camino, para aprender a verle ya presente.

En este tiempo de Adviento es importante recordar la historia del pueblo de Israel. Porque todos sabemos que Israel fue la patria de Jesús, y cuanto le ocurrió a este pueblo a lo largo de su historia ilumina, también ahora, nuestra fe. Y en este tiempo de Esperanza, las esperanzas que Israel alimentó en medio de su ajetreada historia marcan también, en parte, nuestro camino.

En Juan resuena con fuerza la profecía de Isaías: Preparad al Señor un camino en el desierto. Pues de eso se trata. Hay que preparar una ruta que llegue hasta nuestra vida para que el Señor pueda transitar por ella. El objetivo final es muy claro: Todos verán la salvación de Dios. Si no lo hemos preparado a conciencia, la salvación de Dios estará pero nosotros no la veremos. Este debe ser el sentido del clamor profético y joánico de elevar los valles y descender montes y colinas, de enderezar lo torcido e igualar lo escabroso del terreno de la vida. El Adviento requiere trabajo de preparación por parte de la persona que espera.

Este es el mensaje del evangelio de hoy. San Lucas nos presenta a Juan el bautista llamando a la gente a penitencia. Juan predica una penitencia que es cambio hacia el futuro de Dios, que es salida al encuentro del que viene a traernos la salvación. De ahí la necesidad de convertirnos a la Palabra de Dios. Juan es el hombre llamado por Dios a dar a conocer la llegada de aquel que traerá la liberación de Dios para todos. Todas las barreras que oprimen a los hombres, todo lo que cierra, que impide ser libre, que rompe la justicia y el amor… Todo eso, nos dice Juan, Dios quiere que sea destruido para siempre.

Nuestra misión de cristianos es tomar conciencia de la realidad histórica por la cual está pasando nuestro país… Hemos de ser profetas del futuro que todos hemos de ir construyendo con nuestra aportación crítica a la historia de nuestro pueblo. Nosotros, al igual que el pueblo de Israel, también tenemos deseos de paz, de liberación, de justicia en las leyes, en las empresas, en el trabajo. Nosotros ciudadanos españoles, porteños y cristianos, no podemos vivir despreocupados de los problemas de nuestro país y de nuestro pueblo, no podemos marginarnos de ellos, porque de alguna manera también son nuestros e influirá mucho en nuestro futuro según tomemos una postura u otra. Nuestra condición de cristianos nos llama a preocuparnos por nuestro pueblo y por las cosas que suceden en él, porque todos somos hermanos e hijos de un mismo Padre: Dios. Lo mismo que Israel anhelaba liberarse de la esclavitud y volver a su tierra, también nosotros debemos tener puesta nuestra vida hacia todo lo que está de acuerdo con la libertad que Dios quiere darnos y trabajar porque se realice aquí entre nosotros.

Que en este Adviento, esta llamada que nos hace Juan a convertirnos, sea una realidad en nuestra vida y no un tiempo vacío como otra cosa más que ha de pasar sin dejar huellas: que lo torcido se enderece, lo escabroso se iguale en nuestra vida y en la vida de todo hombre.

Que esta Eucaristía nos haga desear la vida de Jesús: que es Reino de libertad y de justicia, de paz y de amor, venga para siempre entre los hombres.

Francisco Albuixech



Realizada con software libreRealizada con sistema operativo GNU/LinuxRealizada con sistema operativo GNU/LinuxRealizada con distribución UbuntuRealizada con editor HTML BluefishRealizada con programación web con phpRealizada con base de datos web con mysqlRealizada con navegadores de referencia Firefox y ChromiumRealizada con navegadores de referencia Firefox y ChromiumRealizada con FTP FilezillaRealizada con retoque fotográfico con GimpRealizada con dibujo vectorial con InkscapeRealizada con edición multimedia con Kdenlive y CinelerraRealizada con edición multimedia con Kdenlive y CinelerraRealizada con conversión de formatos multimedia con WinFFRealizada con reproductor multimedia VLCRealizada con edición de PDF con PDF EditorRealizada con suite ofimática Openoffice | Contenidos bajo licencia Creative Commons | cumple el estándar XHTML 1.1cumple el estándar CSS 3.0cumple el estándar WAI-AA de accesibilidad

[Comunidad Parroquial San Pedro. Puerto de Sagunto]